ESTADOS

Hidalgo, el paraíso del huachicol en México

En el reporte del primer semestre de 2019, 21 de los 100 municipios en el país que presentan mayor registro de tomas clandestinas están en Hidalgo

  • JULIETA GUTIÉRREZ PÉREZ
  • 18/08/2019
  • 21:00 hrs
  • Escuchar
Hidalgo, el paraíso del huachicol en México
Aparecen en Hidalgo una toma por cada hora 45 minutos (Foto: LSR)

PACHUCA.- Hidalgo encabeza la lista de estados de la República Mexicana donde se registra el mayor número de tomas clandestinas para el robo de hidrocarburo con 2 mil 508, en el periodo de enero a junio de 2019, de acuerdo al informe presentado por el Instituto para la Gestión, Administración y Vinculación Municipal (IGAVIM).

Lee también en LSR HidalgoVinculados a huachicol y robo de autos, hombres que apoyan a Crespo

Según el reporte, Petróleos Mexicanos (Pemex) detectó a nivel nacional 7 mil 638 tomas clandestinas en el primer semestre del año; 32.8 por ciento se localizan en territorio hidalguense.

Las cifras registradas señalan que en la entidad hubo un aumento del 175.91 por ciento, respecto al mismo periodo, pero de 2018, donde se detectaron 909 tomas clandestinas. El promedio de aparición es de una toma cada hora con 45 minutos.

Marzo fue el mes con mayor número de tomas, al contabilizar 550, y mayo el de menor número con 287; sin embargo, para junio el número aumentó a 321.

Cabe destacar que, al mes de junio, pese a presentar una disminución de 187 tomas clandestinas registradas de las 508 en enero, cuando sucedió la explosión de un ducto de Pemex en el municipio Tlahuelilpan, el 18 de enero de este año y que dejó un saldo de 137 muertos, el robo al hidrocarburo no ha acabado en su totalidad en aquel lugar.

Apenas el 20 de julio la Secretaría de Seguridad Pública Estatal informó sobre la captura de tres sujetos a bordo de dos camionetas con bidones llenos de combustible, 3 mil 500 litros totales. Además, es el séptimo municipio hidalguense con más tomas a nivel nacional con 137.

De entre los 100 lugares en el país con mayor incidencia, cuatro de Hidalgo aparecen en los primeros cinco: Cuautepec de Hinojosa, que encabeza la lista con el mayor número de tomas ilegales, 390; y donde en últimas fechas se han registrado fugas en ductos de Pemex, una el 12 de julio y otra el 8 de agosto.

Le siguen Tula de Allende, segundo con 327; Otumba (Estado de México), 223; Atotonilco de Tula, 201 y Tetepango,186; cuarto y quinto respectivamente.

Lee también en LSR Hidalgo: Enfrentamiento en Tlaxcoapan; pobladores se oponen a decomiso de hidrocarburo

En la lista aparecen Ajacuba (159), San Agustín Tlaxiaca (151), Tlahuelilpan (137), Tlaxcopan (105), Tepeapulco (86), Chapantongo (77), Tepetitlan (72), Santiago Tulantepec (66), Tepejí del Río de Ocampo (65), Nopala de Villagran (64), Atitalaquia (63), Singuilucan (63), Epazoyucan (62), Tlanalapa (56), entre los primeros 50.

La capital Pachuca ocupa el lugar 51 con 52 tomas, mismo número que Tezontepec de Aldama en el lugar 52. La lista continúa con Huichapan y Mineral de la Reforma, 31 tomas cada uno, junto a municipios de estados como Veracruz, Puebla, Oaxaca, Estado de México, entre otros.

Además de Hidalgo, los mayores incrementos porcentuales se reflejaron en estados como Chiapas, Aguascalientes, Yucatán, Coahuila y Tabasco. Mientras que Ciudad de México, Morelos, Chihuahua, Sonora y Sinaloa fueron a la baja.

El informe también marca una discrepancia entre los números de la Secretaria de la Defensa Nacional (Sedena) y los contabilizados por Pemex. Mientras este último registra las 2 mil 508 tomas clandestinas en Hidalgo, la Sedena solo registró en el mismo periodo mil 826, una variación de 682 tomas menos que Pemex.

LA GUERRA INTERMINABLE CONTRA EL HUACHICOL

Aun con la muerte de algunos presuntos huachicoleros, el combate entre grupos internos por el combustible y las tragedias como la ocurrida en Tlahuelilpan que dejó saldo de 137 muertos, la presencia de tomas clandestinas siguen en aumento en Hidalgo.

Según información de la Sedena en el estado son siete líderes que operan diferentes grupos delictivos dedicadas a la extracción del combustible, entre ellos Los Cholos, Los Americanos o el América, El Michoacano, Los Poblanos, Los Capulines, El Tito y El Talachas.

El 20 de enero de este año, dos días después de la tragedia de Tlahuelilpan, Julio César Z.C., conocido como La Parka fue asesinado. Los informes detallaron que operaba en la zona de Tepetitlán-Tezontepec y también era responsable del 50 por ciento de los asesinatos registrados en esa región.

Por las características del homicidio, autoridades lo declararon como un posible ajuste de cuentas y responsabilizaron a una banda antagónica, también dedicada al huachicol.

La muerte de La Parka estuvo precedida por la de Uriel R. V., El Tornillo, el 4 de enero y Flavio N., El Vikingo, también relacionados con los huachicoleros.

En mayo, otro de los líderes, El Talachas, fue asesinado en Santa Ana Ahuehuepan, municipio Tula de Allende. De acuerdo con fuentes de seguridad el líder huachicolero operaba dentro de esa misma zona.

¿QUIÉN O QUIENES DETRÁS DE LOS HUACHICOLEROS?

En días recientes La Silla Rota Hidalgo reveló las fichas oficiales de dos presuntos delincuentes dedicados al robo de hidrocarburo: Adán Cerro Hernández y Mosiés Ardilla Tepetate.

Ambos fueron detenidos con anterioridad por diversos delitos cometidos como el tráfico de drogas y robo de combustible.

A Adán Cerro también se le ha relacionado con el diputado federal desaforado Cipriano Charrez Pedraza, además de ser considerado como uno de los jefes del grupo "Los Botitas", que opera en los municipios de El Cardonal e Ixmiquilpan.

En el informe de su detención Cerro Hernández declara que pagaba la cantidad de 20 mil pesos mensuales al comandante Juan Martínez Camargo, así como al comisario Mario Ibarra para tener paso libre.

Recientemente se sabe trabaja bajo las órdenes de Noé Rodríguez Hernández, alias "El Babas", detenido el 11 de junio de 2019 en Ixmiquilpan y quien también fuese responsable de la violencia generada en ese municipio.


jgp