ESTADOS

Laura, el rostro de la penalización del aborto en Hidalgo

Hidalgo ocupa el cuarto lugar a nivel nacional, con el mayor número de mujeres que asisten a las clínicas de la CDMX a practicarse un aborto

  • GIOVANNY FLORES / MIGUEL ÁNGEL ISLAS
  • 28/07/2019
  • 21:21 hrs
  • Escuchar
Laura, el rostro de la penalización del aborto en Hidalgo
Hidalgo se encuentra entre los ocho estados con mayor número de carpetas de investigación iniciadas por aborto. (LSR)

La situación económica en la que se encontraba y la falta de apoyo de su entonces pareja, quien le dejó claro que no contaría con él, fueron las principales razones que orillaron a Laura a tomar la decisión de acudir a la Ciudad de México a interrumpir su embarazo.

Laura -un nombre falso, pues prefiere mantener el anonimato- tiene 35 años, vive en la ciudad de Pachuca, y admite que si su ahora exnovio la hubiera apoyado, su decisión habría sido distinta y que, además, no lo volvería a hacer.

Primero acudió a una clínica en el centro de la capital hidalguense, conocida por practicar legrados de manera clandestina, pues en el estado está penalizada esta actividad; sin embargo, el lugar no le dio confianza, ni el trato que le ofrecieron en el primer acercamiento que tuvo, por lo que un amigo, quien a través de internet buscó opciones, le recomendó acudir a la Ciudad de México.

Habló por teléfono a una clínica privada que se ubica cerca de la Central del Norte y agendó una cita. En el lugar la asesoraron y le informaron que en la Ciudad de México no está penalizado el aborto.

Desde que llegas te tratan muy bien, te hacen un historial clínico y te preguntan la razón por la que no lo quieres tener. La atención es humanitaria y personalizada. Te hablan de tus derechos como mujer y que al final es tu cuerpo y una tiene que tomar la decisión, porque hay mujeres que acuden ya que su pareja las obliga”, contó Laura.

Después de una revisión médica, determinaron que contaba con cuatro semanas de embarazo y era candidata a tomar el medicamento, sin necesidad de practicar un legrado. La primera pastilla la tomó en ese momento, le dieron una más para ingerir al siguiente día desde su casa y tres más para los dolores, además recibió una hoja en la que explican los síntomas y reacciones. Después, dejo la clínica y regresó a Pachuca.

El sangrado comenzó después de cuatro horas, pero fue moderado al igual que los dolores, y al siguiente día realicé mis actividades normales, con la excepción de que se mantuvo el sangrado por varios días, como si fuera mi regla”.

Luego de unos días, platicó para La Silla Rota Hidalgo que se comunicaron con ella para darle continuidad a su caso. El costo por el procedimiento fue de 3 mil pesos, más los gastos del traslado, en total necesitó 3 mil 500 pesos.

Laura, quien ya tiene una niña de 8 años, considera que debe despenalizarse el aborto en el estado, “pues las circunstancias de cada mujer son diferentes y nadie debe juzgarlas por ello”.

JAZMÍN ASESORA Y ACOMPAÑA A MUJERES DURANTE EL ABORTO

Tras recibir los conocimientos de una amiga y con la intensión de ayudar a chicas de su edad, su actividad se convirtió en una convicción. Jazmín, licenciada en Psicología y promotora de los derechos sexuales y reproductivos en Hidalgo, ha acompañado durante 10 años a mujeres que le han solicitado apoyo para la interrupción de un embarazo.

Desde que estudiaba en la preparatoria, alrededor de un centenar de mujeres han acudido a ella, a quienes les ha brindado asesoramiento psicológico y médico, así como dotarlas del medicamento y explicarles el procedimiento para acceder a la interrupción del embarazo antes de las 12 semanas de la concepción -periodo permitido legalmente en la Ciudad de México- desde la seguridad de su casa.

El acompañamiento consiste en asesorarlas en la preparación de su cuerpo para el procedimiento, enseñarles a utilizar el misoprostol -medicamento que ocasiona contracciones al útero y un aborto temprano-, así como explicarles los cuidados, revisiones y el seguimiento una vez terminado la intermisión de la gestación.

Me di cuenta que la demanda de este procedimiento era muy grande. En la preparatoria donde yo estaba muchas chicas tuvieron embarazos no deseados, y la verdad es que era un tema del que se hablaba muy poco, era muy difícil llegar a ello y sólo había clínicas clandestinas, las cuales tenían unos costos muy elevados. Cada vez que alguien me lo pedía les daba el asesoramiento y les proporcionaba el medicamento, que también en ese momento era muy difícil de conseguir”, mencionó la especialista en psicología educativa, en entrevista con LSR Hidalgo.

La también especialista en psicología educativa indicó que la han buscado féminas de “todos los ámbitos sociales y edades”, desde los 15 hasta los 35 años de edad, desde quienes estudiaron solo la secundaria hasta quienes terminaron una licenciatura, mujeres con pareja estable, en matrimonio, solteras, con o sin hijos.

Sentada en una silla, con ventanales de cristal a su espalda y sosteniendo el micrófono firmemente, recordó que aproximadamente hace tres años tuvo que recurrir a interrumpir su embarazo y reconoce que a pesar de tener el conocimiento sobre el procedimiento, la solvencia económica para acudir a una clínica de la CDMX, el apoyo de su pareja y amigas, y de no reconocerse en una situación vulnerable, tuvo miedo.

A pesar de todo eso sentí miedo, entonces fue como reafirmar que el camino que estaba llevando sí era bueno (…) Teniendo toda la información y todo a la mano aun así sentí miedo, no quiero imaginar qué han de sentir las chicas que no tienen acceso a todo esto”.

PRESENTAN TRES INICIATIVAS SOBRE ABORTO SÓLO ESTE AÑO

En el Congreso de Hidalgo, desde marzo de este año, han sido presentadas tres iniciativas sobre la definición penal de la interrupción del embarazo en la entidad, dos de ellas pretenden despenalizarlo antes de las 12 semanas y la otra “garantizar la vida desde la concepción” y también prohibir la privación de la libertad a las mujeres que comentan un aborto.

El 21 de marzo el grupo legislativo de Morena y las diputadas de los partidos políticos, Encuentro Social, Jajaira Aceves Calva, y de la Revolución Democrática, Areli Rubí Miranda Ayala, presentaron una iniciativa para reformar artículos del Código Penal estatal y legalizar la interrupción del embarazo hasta antes de la décimo segunda semana de gestación, así como mantener las causales por las cuales no es punible el aborto en la entidad y, además, la posibilidad de que menores de edad y personas con discapacidad interrumpan antes de las 24 semanas.

Actualmente, las causales por las cuales no es punible el aborto en Hidalgo son cuando la conducta es culposa, producto de una violación (siempre y cuando la interrupción se autorice, se practique dentro de los 90 días a partir de la concepción, que el hecho haya sido denunciado y que lo haya autorizado el Ministerio Público o un juez), cuando corra peligro la vida de la madre o porque el producto presente graves alteraciones genéticas o congénitas.

El 9 de abril la bancada del PAN promovió una iniciativa para garantizar “el derecho a la vida desde la concepción en la entidad, con modificaciones a artículos de la Constitución estatal. También contempla la prohibición de la privación de la libertad para las mujeres que se practiquen un aborto y que realicen trabajo comunitario como castigo.

Además, tres meses después, siete legisladores de Morena subieron otra propuesta que contempla brindar el servicio para mujeres privadas de su libertar en cárceles del estado, reducir las penas por esta práctica, así como establecer acciones para que el gobierno estatal y sus secretarías involucradas brinden la atención a las mujeres que lo soliciten.

El legislador Víctor Osmin Guerrero Trejo -quien subió a tribuna a leer esta última iniciativa- informó ante medios de comunicación que la diferencia con la que presentaron el 21 de marzo es que contempla observaciones de la Secretaría de Salud estatal, la Procuraduría General de Justicia de Hidalgo y de organizaciones de la sociedad civil involucradas.

Explicó que trabajarán ambas propuestas y sacarán “un hibrido” para subirla al Pleno para su votación, aunque no precisó cuándo sería.

OCHO AVERIGUACIONES POR ABORTO EN HIDALGO

Hidalgo se encuentra entre los ocho estados con mayor número de carpetas de investigación iniciadas por aborto.

Hasta el mes de junio se abrieron ocho averiguaciones previas -seis desde que se presentaron las iniciativas-, la cual aún es penada en la entidad de uno a tres años de prisión y multa de 10 a 40 días de salario mínimo; así lo indica el artículo 155 del Código Penal de Hidalgo.

La capital del país es la entidad con el mayor número carpetas de investigación iniciadas, con 72; el Estado de México, el segundo con 57; Nuevo León, 47; Baja California, 29; Tamaulipas, 23, e Hidalgo, Guanajuato y Quintana Roo con ocho cada estado.

Las entidades donde no se han levantado denuncias son siete: Campeche, Nayarit, San Luis Potosí, Sonora, Tlaxcala, Yucatán y Zacatecas.

A nivel nacional, hasta el 30 de junio, en total se abrieron 320 averiguaciones previas, con base en las estadísticas de incidencia delictiva del fuero común del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP).

Guerrero Trejo lamentó que esto siga pasando en la entidad, pues consideró que “normalmente” las investigaciones son en contra de mujeres en situación de pobreza o desigualdad social.

“No puede seguir sucediendo esto”, opinó el legislador de Morena, en entrevista con LSR Hidalgo.

LEYES CASTIGAN A MUJERES: ACTIVISTA

Bertha Miranda Rodríguez, integrante de Marea Verde en Hidalgo y una de las activistas que ha impulsado la primera iniciativa de Morena, consideró que las mujeres en la entidad siguen siendo “víctimas de leyes injustas”.

Leyes que están hechas para sancionar a las mujeres por sus decisiones, que limitan la libertad, la dignidad y sobre todo el ejercicio pleno de todos sus derechos humanos. Recordemos que los derechos sexuales y reproductivos son derechos humanos y acceder a una interrupción del embarazo también es un derecho”.

Lamentó que la entidad no esté “a la vanguardia” en este tema y señaló que el Poder Legislativo no ha “hecho lo que le toca” en materia de legislar a favor de la interrupción legal del embarazo.

ENTRE LOS ESTADOS CON MAYOR NÚMERO DE MUJERES QUE ACUDEN A LA CDMX

Durante el tiempo que Jazmín ha ayudado a mujeres a interrumpir su embarazo hay quienes recurren a ella porque no cuentan con los recursos para trasladarse a la Ciudad de México, ni para comprar el medicamento, además, no tienen el apoyo de sus familiares.

La Interrupción Legal del Embarazo (ILE) con medicamento en la CDMX cuesta 2 mil 500 pesos, según el sitio web del Centro Médico Mujer.

Hidalgo ocupa el cuarto lugar con el mayor número de féminas que asisten a las clínicas de la capital del país a practicarse una ILE con mil 147 usuarias atendidas, con base en las estadísticas, desde abril de 2007 (cuando se despenalizó el embarazo en la capital del país) hasta el pasado 18 de junio. 

148 mil 349 de las mujeres atendidas son originarias de la CDMX, 56 mil 328 del Estado de México y mil 322 de Puebla.

El informe indica que en total han sido atendidas 212 mil 889 mujeres, de las cuales el 7 por ciento solo estudió la primaria, 31.8 la secundaria, 41.3 la preparatoria y 17.9 nivel superior.

También, el 57.1 por ciento de las usuarias son solteras, el 28 están en unión libre, el 9.8 divorciadas y solo el 0.3 viudas.

Los grupos de edad de mujeres que más asisten son de 18 a 24 años (46 por ciento) y de 25 a 29 (23 por ciento).


mai