ESTADOS

Hortus, museo hidalguense único en México, pero cerrado por la pandemia

El parque científico al aire libre tuvo una inversión de 3 millones de pesos, pero permanece cerrado por la pandemia de covid-19

  • SONIA RUEDA
  • 11/10/2021
  • 20:13 hrs
  • Escuchar
Hortus, museo hidalguense único en México, pero cerrado por la pandemia
Niñas y niños pueden jugar matemáticas, química, física, aprender sobre magnetismo y muchas otras ciencias. (Foto: collage/Sonia Rueda)

PACHUCA.- Bienvenidos a Hortus, una apuesta del Consejo de Ciencia, Tecnología e Innovación de Hidalgo (Citnova), que se creó para incentivar en los niños el interés en la ciencia; es el único museo al aire libre de México para jugar con el conocimiento y la investigación, debido a la contingencia por covid-19 este permanece cerrado.

Este es un parque único en México, diseñado especialmente para niños y niñas donde se puede jugar a las matemáticas, química, física, aprender sobre magnetismo, calor, astronomía, biología, y muchas otras ciencias.

En entrevista, el titular del Consejo de Ciencia, Tecnología e Innovación de Hidalgo (Citnova) José Alonso Huerta Cruz, explicó que surge como el primer jardín de ciencias público en México, el año pasado fue desarrollado con una inversión de 3 millones de pesos.

Es un nuevo formato para cercar el conocimiento científico a la sociedad, principalmente a los niños, por eso habilitamos un espacio al aire libre con juegos como los que habitualmente hay en los parques, pero con la particularidad de un diseño específico para mostrar al mundo conceptos de la ciencia”.

Esto se debe a que jugar es la mejor forma de asimilar los conceptos, ya que están en práctica, es decir, a través de la participación, dijo el entrevistado.

El primero en su tipo está situado en Israel, de ahí se han extendido, particularmente Hortus es el único en territorio mexicano.

Lee más en LSR Hidalgo: Reparten comisiones del Congreso de Hidalgo; Morena se queda 11 y PRI 8

Desafortunadamente pasó que cuando se estaba concluyendo y listo para inaugurar vino el famoso covid-19 y ha impedido que los niños de las escuelas puedan participar y se pueda hacer un programa de vistas más intenso. Entonces pues ahí está la infraestructura, pero estamos limitados por las restricciones que actualmente existen y con la finalidad de acercar estos materiales especializados de la ciencia a través del juego”.

El parque, que se ubica dentro del complejo de Citnova, cerca de la exhacienda de la Concepción, en Tilcuautla, comunidad de San Agustín Tlaxiaca, está cerrado.

Las condiciones epidemiológicas no le han permitido recibir a las personas, o grupos de escuelas, por lo que están a la espera de la indicación de las instituciones de salud.

ESTE ES EL MUSEO ¿ESTÁN LISTOS?

La encargada de hacer la curaduría de los juegos y la pedagogía fue Carol Perelman, química farmacéutica bióloga, de la Facultad de Química de la UNAM, su objetivo fue usar los elementos naturales como el viento, la luz solar y el agua para explicar diferentes conceptos, de ahí que este museo esté al aire libre.

Uno de los juegos es el de competencia de ruedas son dos llantas con imágenes que entre más cerca se encuentren al eje de la rueda tendrá mayor velocidad. La explicación es que una persona en movimientos, cuando abre los brazos, le sirven de freno, pero si sus brazos están pegados al cuerpo avanza más rápido.

Otro más es el periscopio o juego de espejos, se puede observar de cerca el cerro Los Frailes, ubicado en Actopan, debido al efecto de reflexión.

Uno más es la flor que emula a los Tenangos, esta sirve para enseñar sobre la reflexión de los colores con la luz solar y las temperaturas que absorbe cada uno de ellos.

No solo eso, además hay una escultura que cambia de acuerdo al ángulo que se vea, en uno de esos, aparece una Z, a razón del Zimapanio, mejor conocido como Vanadio, elemento químico que fue descubierto en Zimapán.

Andrés Manuel del Río Fernández, un científico y naturalista español nacionalizado mexicano, descubrió este elemento. Fue uno de los fundadores del Palacio de Minería, ubicado en la capital del país, sentando las bases de lo que hoy es el Instituto de Geología de la Universidad Nacional Autónoma de México.

Lo encontró en 1801 en una mina y lo bautizó con diversos nombres, algunos son: zimapanio, pancromio, por su diversidad de colores y eritronio por tornarse rojizo al calentarse.

Este y otros datos, son parte del recorrido de Hortus, que aguarda su apertura para niños, niñas y uno que otro adulto con alma joven.

Para la apertura del museo es necesario que las actividades sean permitidas para menores de edad, y que esté listo el personal y los guías ya que el recorrido del museo debe hacerse con acompañamiento para aprender a jugar y a conocer.

Foto: Sonia Rueda



emh