ESTADOS

Crematorio de Epazoyucan operaba con permisos a medias; lo clausuran

Desde julio del año pasado empezaron a calcinar cuerpos en un crematorio ubicado en la carretera Pachuca-Ciudad Sahagún

  • JOSÉ ANTONIO ALCARAZ
  • 16/02/2021
  • 18:06 hrs
  • Escuchar
Crematorio de Epazoyucan operaba con permisos a medias; lo clausuran
La semana pasada vecinos del crematorio acusaron que el sitio expulsaba humo las 24 horas del día. (Foto: Collage)

EPAZOYUCAN.- Autoridades municipales clausuraron el pasado fin de semana el crematorio Grupo Funerario Ponce Molina, ubicado en la carretera Pachuca-Ciudad Sahagún, kilómetro 19.5, a la altura de la localidad Xochicoatlán.

Así lo confirmó el alcalde de Epazoyucan, Fidel Arce Santander, así como vecinos del lugar, quienes en días pasado denunciaron que el humo que emanaba del crematorio tenía un impacto negativo en su salud.

“Era ya una situación insoportable, olía como a pelos quemados… algo muy feo. Incluso, varios vecinos comenzaban a enfermarse de tos, dolor de cabeza y nauseas”, expresó Diana Maldonado, vecina afectada de la localidad de La Paloma.

Lee también en LSR Hidalgo: Homicidios con arma de fuego siguen... pese a "grandes decomisos"

En entrevista con La Silla Rota Hidalgo, la afectada informó que el crematorio empezó a funcionar el 25 de julio de 2020, durante la administración del exalcalde Raúl Padilla Islas.

Tenemos conocimiento que en esa fecha se autorizó la licencia de funcionamiento a dicho grupo cuyo giro son los servicios funerarios, crematorio y embalsamado de cuerpos y velatorio”.

DISPERSIÓN DEL HUMO

Diana Maldonado estimó que son alrededor de mil 300 personas que estaban siendo afectadas por la actividad del crematorio: 300 de la localidad de La Paloma y mil de la comunidad de Xochicoatlán.

Realmente se estaba contaminando mucho, pues todos los días veíamos cómo salía humo negro de la chimenea. Qué bueno que las autoridades actuaron y se logró la clausura”.

Por su parte, Fidel Arce informó que, tras tener conocimiento de la inconformidad de los vecinos, ordenó a las direcciones de Reglamentos y Espectáculos, de Protección Civil y de Ecología realizar una inspección, lo que derivó en su clausura.

Las anomalías e inconsistencias detectadas son ocasionando un foco de infección y un daño a los vecinos de los alrededores y al ambiente, además de un cúmulo de documentación faltantes para poder funcionar con estricto apego a derecho.


sjl