ESTADOS

Ancianos y niños, los más afectados con cierre de lechería Liconsa en Campestre

Los beneficiarios desconocen si tendrán acceso al alimento después de que fue suspendida la concesión a la señora Gabriela Pérez Mejía

  • LORENA ROSAS
  • 16/08/2021
  • 13:19 hrs
  • Escuchar
Ancianos y niños, los más afectados con cierre de lechería Liconsa en Campestre
El establecimiento dejará de funcionar a partir del 19 de agosto. (Foto: Collage)

PACHUCA.- Cuatro días a la semana, Jaime y Viviana se forman afuera de la Lechería Liconsa de Campestre, desde las siete de la mañana para recibir 16 litros de este producto que les cuesta 230 pesos más barato que si los compraran en una tienda; sin embargo, a partir del 19 de agosto, por la cancelación de la concesión y posible suspensión del servicio, los dos adultos mayores dejarían de recibir el insumo al igual que 90 personas que acuden diariamente.

Sobre la calle Avellanos, colonia Campestre, en Mineral de la Reforma, hay un inmueble rotulado con logotipos federales de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, donde 2 litros de leche Liconsa se venden en 11 pesos, este mismo lugar también exhibe en la entrada una cartulina blanca con letras rojas donde se avisa la cancelación del servicio a partir del próximo jueves.

El punto de venta 1305111200 tiene alrededor de siete años operando a cargo de la concesionaria Gabriela Pérez Mejía, como lo muestra el contrato de Liconsa S.A de C.V.

Y, aunque la cláusula décima quinta señala que el contrato es por tiempo indefinido a partir de la suscripción, la lechería cerrará en tres días, luego de que el pasado 4 de agosto la titular recibió la notificación sobre la rescisión.

AL MES SE DISTRIBUYEN MÁS DE 9 MIL LITROS

En el punto de venta de Campestre se reparten, por mes y de lunes a sábado, 9 mil 360 litros de leche para habitantes de Campestre, Azoyatla, Dos Carlos, Carboneras y la Providencia, explicó Gabriela Pérez Mejía.

Surten de lácteo a 90 personas, se llevan a casa alrededor de 4 litros, lo que ya no será posible si el inmueble cierra sus puertas.

Por ello, consumidores externaron su preocupación, pues señalaron que, hasta el momento, desconocen si la lechería fue cancelada de forma permanente o continuará su funcionamiento con una nueva titular.

Jaime Chávez, de 73 años, es uno de los usuarios que cada semana acude por 16 litros de leche Liconsa con la que se alimentan su esposa, una hija y sus nietos.

En total paga 88 pesos, por lo que indicó que cuando cierre el inmueble el gasto se elevará hasta 320 pesos en una tienda de abarrotes, donde el costo del litro de leche es de 20 pesos aproximadamente.

La gente no merece este tipo de situaciones, que ni siquiera nos den una razón convincente, nada más dan un aviso a las personas que dan el servicio, pero a los usuarios no nos comunican nada".

Mientras que Viviana Martínez, de 61 años, va los martes, miércoles, viernes y sábado a la lechería por 16 litros, los cuales dice, apenas son suficientes para ella, su esposo y cuatro de sus nietos.

Desde que empezó la lechería metí mis papeles, a mí me dan el producto cuatro veces por semana y apenas me alcanza (...) hubo un día que no vine fui por un litro de leche a la tienda y les tocó de un vasito a cada criatura, no es justo que no la vayan a quitar".

Por ello, Viviana dijo que si después del 19 de agosto no reanudan el servicio, en su familia tomarían la decisión de no tomar el lácteo.

Dejaríamos de consumir, les haría a mis nietos maicena o atole para no comprar, porque está carísima la de la tienda y no nos conviene".

ANUNCIO DEL CIERRE

De siete años que lleva operando la concesionaria de Campestre, los últimos cuatro años y medio estuvo a cargo de Gabriela Pérez Mejía, quien refirió que el pasado 4 de agosto recibió la notificación sobre el cierre.

Fotografías de Lorena Rosas

El número de oficio PASH/616/2021, firmado por Alejandro Galván Gómez, quien a través del documento se ostenta como encargado del despacho de gerencia del Programa de Abasto Social de Hidalgo, exhibe que el 19 de agosto será concluido el contrato de concesión mercantil.

Al respecto, Pérez Mejía señaló que aunque la concesión le será retirada, desconoce si alguien más continuará con la venta del producto y en tanto se resuelve, los más de 600 beneficiarios que cuentan con tarjeta se quedarán sin el producto.

Son 600 tarjetas y son familias, sobre todo con niños, ahorita con la pandemia mucha gente se quedó sin trabajo, algunos que no tienen tarjeta se forman por si hay sobrante, la situación está difícil como para que la cierren".

De acuerdo con la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, el Programa de Abasto Social de Leche otorga una dotación de leche fortificada a un precio preferencial de 5.50 pesos por litro.

 

sjl