ESTADOS

Actividades laborales acortan tiempos para crianza positiva

Especialistas en derechos de infancias explicaron que para la crianza positiva se requiere conciliación entre la vida privada y laboral

  • LORENA ROSAS
  • 07/11/2020
  • 16:58 hrs
  • Escuchar
Actividades laborales acortan tiempos para crianza positiva
Los padres están tan enfocados en la vida productiva y económica que el tiempo que se requiere para la convivencia". (Imagen: NIH)

PACHUCA. – Especialistas en derechos de infancias señalaron que las actividades laborales y productivas que ejercen los cuidadores de niños, niñas y adolescentes, limitan los tiempos para realizar una crianza positiva sin castigos corporales y con atención en opiniones o necesidades de los menores. 

Durante el foro sobre ‘Retos para que el derecho a la crianza positiva’, que organizó Servicios de Inclusión Integral y Derechos Humanos A. C. (Seiinac), el psicólogo Edgar Vertty Rodríguez, con especialidad en estudios de género y masculinidades, indicó que el cuidado de infantes requiere dedicación de los padres, tutores o cuidadores. 

Sin embargo, precisó que en la mayoría de ocasiones no se dedica el tiempo debido a que los padres y madres de familia se enfrentan a cargas laborales superiores a las ocho horas para poder subsistir, situación que a su vez ocasiona que la crianza se delegue a otras personas.

Los padres están tan enfocados en la vida productiva y económica que el tiempo que se requiere para la convivencia y crianza positiva se ve reducido”.

Vertty Rodríguez explicó que para la crianza positiva se requiere conciliación entre la privada y laboral, así como dedicar tiempo para la sensibilización y desarrollo tanto de habilidades parentales como emocionales. 

“El modelo que tenemos de paternidad y maternidad es un modelo tradicional en donde papá y mamá piensa que lo más importante es la mantención económica y no pensamos en colocarnos en el mismo nivel de niños, niñas y adolescentes, no somos empáticos a sus necesidades y sentimientos

En ese sentido, la defensora de los derechos de la niñez, Verónica Morales, también integrante de la iniciativa Tejiendo Redes por la Infancia, señaló que históricamente la crianza ha recaído en las mujeres; no obstante, puntualizó que debería ser un tema compartido donde los hombres también ejerzan responsabilidades de hogar y en lo afectivo. 

Esto, especialmente durante el confinamiento que implica la contingencia sanitaria, pues la defensora precisó que, aunque los padres e hijos comparten un mismo espacio, el acercamiento a veces es nulo. 

Estamos en un momento en el que pensamos que por estar en casa estamos conviviendo con nuestros hijos e hijas, pero lamentablemente no es así, muchas veces estamos en el mismo espacio, a unos metros de donde ellos se encuentran, pero parece que estamos a 100 (metros) porque la misma situación nos está haciendo alejarnos”.


Tanto Edgar Vertty como Verónica Morales coincidieron que los infantes se deben reconocer como sujetos de derecho ya que son personas con inquietudes a quienes se deben escuchar sus necesidades y opiniones. 

Por ello, para impulsar y fortalecer en la crianza positiva, consideraron que se requieren programas educativos para los cuidadores, además de transformar la visión hacia menores, ya que explicaron que culturalmente se les ve únicamente como objetos de protección.

El foro organizado por Seiinac ocurrió a poco más de un año de la aprobación del Congreso local para reformar Ley para la Familia del Estado de Hidalgo, la Ley de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes, además del Código Penal estatal, para garantizar el derecho a una crianza positiva durante la niñez y que se eviten los castigos corporales o cualquier tipo de violencia como método de corrección.

 

mi