ESTADOS

La SCT y la escabrosa construcción de la vía Huejutla-Tehuetlán

Las empresas encargadas de ampliar a cuatro carriles la carretera Huejutla-Tehuetlán están vinculadas con actos de corrupción en el sexenio peñanietista y pagos indebidos que fueron detectados por la ASF

  • SUSANA JIMÉNEZ / GIOVANNY FLORES
  • 06/11/2019
  • 21:30 hrs
  • Escuchar
La SCT y la escabrosa construcción de la vía Huejutla-Tehuetlán
El proyecto contempla la ampliación a cuatro carriles de la vía Pachuca-Tempoal. (LSR)

PACHUCA.- Para la construcción de la carretera Pachuca-Tempoal, tramo Huejutla-Tehuetlán, el Centro SCT en Hidalgo entregó 6 contratos de obra y 5 de servicios a 10 empresas, de las cuales, cuatro estuvieron implicadas en actos de corrupción en el sexenio de Enrique Peña Nieto, en la entidad y el Estado de México, y dos incumplieron con la ejecución de obra, por lo que se les rescindió el contrato.

Además, los convenios que obtuvieron estas firmas, entre el 16 de octubre de 2017 y el 8 de diciembre de 2018, tienen observaciones por 75 millones de pesos, de acuerdo con el diagnóstico de cumplimiento a inversiones físicas que realizó la Auditoría Superior de la Federación (ASF) a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) en Hidalgo, entonces a cargo de Gerardo Salomón Bulos, en el anterior gobierno federal.

El proyecto contempla la ampliación a cuatro carriles de la vía Pachuca-Tempoal, del kilómetro 199+500 al 241+600, de estos, seis tramos corresponden al Centro SCT Hidalgo y tres a la Secretaría de Obras Públicas y Ordenamiento de Territorial (Sopot) estatal.

Lee más en LSR HidalgoSe cumple más de un año sin comité para vigilar dinero de parquímetros

La modernización de esta vía tiene el objetivo de disminuir el tiempo de traslado y hacer más eficientes los servicios de transporte, señala la ASF.

No obstante, por retrasos en la obra, entre octubre de 2018 y agosto de 2019, se han registrado al menos cinco bloqueos de pobladores de las localidades Tehuetlán, Ixcatlán, Xiquila y Ahuatempa.

SCT REALIZÓ PAGOS INDEBIDOS A OPERADORA MERSI

La Operadora Mersi ganó el contrato 2017-13-CE-A-014-W-00-2017 por 28 millones 265.2 pesos, para los trabajos del kilómetro 208+500 al 209+500.

La firma propiedad de Ernesto del Blanco, quien fue presidente del Comité de financiamiento de la campaña del exgobernador Francisco Olvera y en cuya administración obtuvo contratos por 906 millones 818 mil 904 pesos, tuvo cuatro observaciones de la ASF por 10 millones 820 mil 57.97 pesos.

El Centro SCT Hidalgo facturó dos pagos indebidos a la firma por un millón 280 mil 458.30 pesos y 4 millones 745 mil 836.62, del 6 de febrero al 15 de julio de 2018 y del 1 marzo al 15 de julio del mismo año, respectivamente.

La constructora cobró a la SCT Hidalgo 4 millones 168 mil 281.06 por acarreos mayores a los planeados, y suministró y colocó, sin justificar, una malla geotextil por un monto de 625 mil 481.99 pesos.

LA EMPRESA VINCULADA A CORRUPCIÓN DEL EDOMEX

Cima Terraceros obtuvo el contrato 2017-13-CE-A-013-W-00-2017 por 61 millones 979.9 mil pesos, para obras del kilómetro 206+500 al 208+500.

El diagnóstico encontró tres anomalías, por 29 millones 303 mil 902.90 pesos a la firma con sede en Atlacomulco, que presuntamente se benefició de 10 contratos por un monto de 392.8 millones que le fueron adjudicados por Eduardo Rafael Luque Altamirano, exdelegado de la SCT en el Estado de México, sobre quien hay una investigación por su probable participación en el desvío de más de 2 mil millones de pesos.

De las observaciones, dos son por pagos indebidos por 778 mil 541.40 y 23 millones 292 mil 3.23 pesos efectuados de marzo a diciembre y del 9 de abril al 15 de octubre de 2018, y la tercera por pago de acarreos mayores a los programados, por un monto de 5 millones 233 mil 358.27 pesos.

Al cierre de 2018, la ASF reportó que la firma había ejercido 35 millones 483.3 mil de pesos y tenía un saldo pendiente de 26 millones 496.6 mil pesos.

Además, en julio de esta año constató que los trabajos no estaban concluidos, ni finiquitados.

La empresa con sede en el Edomex presume, en su página web, obras ejecutadas en Oaxaca, Hidalgo, Durango y Tlaxcala.

BOLETINADA BUSCÓ CONTRATOS EN EL NAICM

Grupo Integral de Servicios de Ingeniería ganó dos contratos (017-13-CE-A-005-Y-00-2017 y 2018-13-CE-A-001-Y-00-2018) para el seguimiento y control de la modernización de los kilómetros 201+000 al 203+000 y 204+500 al 206+500, por montos de 28 millones 265.2 mil pesos y 185.2 mil pesos.

Por ambas adjudicaciones, la ASF determinó que el Centro SCT Hidalgo autorizó pagos indebidos, por 64 mil 418.65 y 314 mil 156.80 pesos, de noviembre 2017 a enero de 2018, y del 8 de marzo al 30 de noviembre de 2018.

Esta empresa con sede en la Ciudad de México fue boletinada por la Secretaría de la Contraloría el 3 de julio de 2018, cuatro meses después de que obtuvo el contrato con la SCT Hidalgo para las obras de modernización de la vía Huejutla-Tehuetlán.

De acuerdo con notas periodísticas, Grupo Integral de Servicios de Ingeniería y otras ocho fueron sancionadas e inhabilitadas por haber entregado documentación alterada al Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM).

PIRAM, LA CONSENTIDA DEL PEÑANIETISMO

El 16 de octubre de 2017, la empresa con sede en la colonia Constitución, en Pachuca, obtuvo el contrato 2017-13-CE-A-007-W-00-2017 por 70 millones 727.9 mil pesos.

Para el 30 de mayo celebró un contrato modificatorio de plazo y monto por 17 millones 621 mil pesos, los cuales están pendientes de ejecutar.

La Auditoría Superior de la Federación determinó que la SCT incumplió con el plazo mínimo para celebrar el fallo por el que entregó el contrato esta firma, cuyo apoderado legal es Alejandro Ramírez Sánchez, tesorero nacional de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) y que en cinco años del peñanietismo formó parte de las 9 empresas hidalguenses que obtuvieron al menos 63 contratos que suman 2 mil 560 millones de pesos.

De acuerdo con una investigación de Reforma, la SCT y CDI adjudicaron a Piram 226.8 y 49 millones de pesos, dependencias a cargo de Salomón Bulos y Nuvia Mayorga, funcionarios cercanos al entonces secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

Al cierre de 2018, la ASF reportó que Piram había ejercido 70 millones 727.9 mil pesos y tenía un saldo pendiente por ejercer de superior a 17 millones.

Además, esta empresa ganó la reasignación del contrato para concluir las obras del cuarto tramo carretero, que le fue retirado a dos constructoras michoacanas.

RESCICIÓN DE CONTRATOS, REASIGNACIÓN Y OBSERVACIONES

Por los bajos rendimientos en los procesos de ejecución fueron rescindidos los contratos a Administración y Servicios Técnico a la Construcción y a las constructoras michoacanas Maquinaria Noriega S. A. de C. V. y Proyectos Integrales de Michoacán S. A. de C. V.

Según informó el 28 de octubre de 2019, José Ventura Meneses Arrieta, secretario de Obras Públicas, en comparecencia ante el Congreso local.

La construcción del primer tramo, que correspondía a Administración y Servicios Técnico a la Construcción se asignó a Guco S. A. de C. V., el segundo tramo está concluido y el tercero, a cargo de Inmobiliaria Londer, lleva un avance de 85 por ciento.

Mientras que el cuarto contrato, el cual fue rescindido a las constructoras michoacanas, se le asignó a la hidalguense Piram S. A. de C. V.

PAGOS INDEBIDOS POR 6 MDP A EMPRESA INCUMPLIDA

De noviembre de 2017 a mayo de 2018, el Centro SCT Hidalgo autorizó pagos indebidos por 6 millones 164 mil 156.18 pesos a Administración y Servicios Técnico a la Construcción.

La ASF detectó diferencias de volumen entre lo pagado y lo realmente ejecutado al contratista encargado del primer tramo, del kilómetro 199+500 al 201+000.

A la empresa, con dirección en la alcaldía Iztacalco de la Ciudad de México, la SCT omitió aplicar las sanciones por 616 mil 112.65 pesos, por el incumplimiento de conclusión de los trabajos programados para el 21 de enero de este año, lo cual corroboró tras un recorrido en junio.

Luego de cancelar el contrato 2017-13-CE-A-006-W-00-2017, por 42 millones 576.4 mil pesos, la SCT Hidalgo realizo la adjudicación a Guco SA de CV.

LOS CONSTRUCTORES MICHOACANOS

En un convenio de participación conjunta, las empresas Maquinaria Noriega y Proyectos Integrales de Michoacán ganaron el contrato 2017-13-CE-A-012-W-00-2017 por un monto de 50 millones 128 mil 9 pesos, para los trabajos del kilómetro 204+500 al 206+500.

La ASF detectó que la SCT Hidalgo erogó 14 millones 600 mil 782.01 pesos por acarreos de material mayores a los estipulados en la asignación, lo cual consideró como un probable daño a la hacienda pública por considerar distancias de acarreos mayores a las realmente ejecutadas.

Al cierre de 2018, las empresas habían ejercido 16 millones 904.8 mil pesos y tenían un saldo pendiente por ejercer de 33 millones 224.1 mil pesos.

Las constructoras asentadas en Michoacán perdieron el contrato por irregularidades en la ejecución de las obras, el cual fue asignado a Piram.

INCONSISTENCIAS EN LOS ACARREOS

Inmobiliaria Londer obtuvo el contrato 2017-13-CE-A-008-W-00-2017 por 38 millones 578.2 mil pesos, para la modernización del kilómetro 203+000 al 204+500.

La ASF detectó pagos indebidos, de enero a julio de 2018, por 6 millones 598 mil 177.85 pesos, por diferencias de volumen entre lo pagado y lo realmente ejecutado, ya que Inmobiliaria Londer no acreditó que los trabajos se ejecutaron conforme al proyecto, lo cual verificó la auditoria a través de secciones topográficas, reportes fotográficos, control de calidad y con la visita de inspección realizada el 21 de junio de 2019.

Asimismo, verificó que la delegación de la SCT hizo un pago por el suministro y colocación de geotextil no tejido, por el cual la ASF determinó que no debió haber hecho uso de grúa y, además, la dependencia no proporcionó la documentación que justifique la cantidad de insumo utilizado.

Por lo anterior, se presume un probable daño al erario por 3 millones 780 mil 383.45 pesos, por no acreditar la integración del precio unitario, el costo y la cantidad del volumen pagado en el concepto.

Además de más pagos indebidos del 1 de mayo al 30 de junio del año pasado, por 534 mil 977.74 pesos.


emh